Me gusta trabajar con minerales por muchos motivos, uno de ellos es que, cada mineral es único.  Personalmente me encantan, me fascina ver como hacen su función ya sea, en las joyas que diseño como en las personas que los llevan.

Cuando alguien escoge una pieza XANNA, siempre digo, que, sin darse cuenta, se llevará un "pedacito de mí", y eso me emociona, porqué se que le va a aportar, un "pedacito de felicidad" con muy buenas vibraciones, y esto para mí es muy importante, porqué así han sido realizadas, con todo el cuidado, amor, sin olvidar el diseño, la calidad y la creatividad, en cada una de ellas.

Ayuda mucho, su propia naturaleza. Cada trozo de mineral tiene su tono, su color, sus vetas y su brillo único e inimitable. Estas características son cuando el mineral es pulido y no muy trabajado.

Los minerales que trabajo son pulidos o facetados, estas características son la forma menos trabajada o que menos afecta a la naturaleza del mineral. 

Los minerales siempre han sido fuente de fascinación y de estudio para el hombre. 

En ocasiones su belleza, en ocasiones por sus atribuidas propiedades especiales, un común denominador en cualquier cultura o civilización desde la antigüedad.

Personalmente me atraen enormemente por su apariencia sumándo después sus propiedades particulares.  La forma de cristalizar y el reflejo de su color, sin duda me atrapan.

Que una sustancia natural, pero de origen inorgánico, pueda ser tan bonito es algo que me asombra. Los minerales me parecen que tienen un punto misterioso que me resulta muy atractivo.

La naturaleza nos enseña su mejor cara una vez más.

Desde hace años tengo varios cuarzos, en especial uno de color rosa, sobre el que me gusta pensar que puede cargarme de buena energía cuando lo necesito. 

De esa energía por la que son tan apreciados los cuarzos. Siento que sin duda es así.

Y es que hablar de este tema nos conduce inevitablemente a un terreno casi místico, donde se habla incluso de sanación con minerales.

De hecho una de las conocidas utilidades de los minerales, es ayudar a equilibrar los chakras.

Los minerales son una materia viva la cual su energía nos puede ayudar en nuestro día a día y, según nuestro cuerpo, por lo que estemos pasando, nuestra mente y a nivel emocional, nos puede ayudar a mejorar nuestra forma vida.

Muchas veces las clientes me preguntan; ¿pero esto funciona? y siempre digo lo mismo, ¡no son medicamentos! un mineral no se puede utilizar como sustituto de un medicamento pero si que, podemos ayudar al tratamiento o a nuestro estado de ánimo llevandolo encima. 

Cada mineral tiene sus propiedades y tal cómo bebemos agua cada día porque tiene minerales entre otros, que nuestro cuepro necesita, los minerales nos pueden aportar algo que nuestro cuerpo necesita.

Yo no soy una experta terapeuta, ni médico, pero si que la  experiencia a lo largo de tantos años con los minerales, probados por diferentes civilizaciones utilizando sus propiedades, se ha podido comprovar que funcionan y también he podido probar en mi propia persona como pueden ayudar a mejorar tu cuerpo y tu mente.

XANNA Complements.

Fotografia: Una pequeña zona del "Taller artesanal de XANNA Complements"